Experiencias

Conoce algunos testimonios y experiencias de las personas que ya hacen parte de la familia HARA DO

Mi experiencia en Shiatsu. Aportaciones.

Llegué al shiatsu como paso de apertura interior.

En el shiatsu, me he reencontrado conmigo. Es un conmigo corporal, es decir, un reencuentro con mi cuerpo, humildemente acogiendo que soy cuerpo.

Se da, en mi caso, la ocasión de abrirme a la que soy y como soy. El shiatsu me concede experimentar la corporalidad que soy. Y así, soltar viejas concepciones que absorbí culturalmente y heridas que reconozco en mi historia.

Recibo, más allá de la presión o del movimiento de la energía, confianza. Esta confianza hecha de paciencia y silencio. Confianza en el trabajo interno que se ha generado por el tratamiento sobre mi cuerpo. En estos dos años, mi cuerpo ha respondido con agradecimiento y salud.

Ha mejorado el malestar por el que fui. Y descubro con interés cómo el contacto va curándome. Ha crecido la confianza en la aportación de otra cultura y tradiciones.  También la confianza en mí misma como tejido necesario en las relaciones humanas. Esta, me conecta con la paciencia ante mi propio proceso. Me nace hacer silencio en la sesión para vivir consciente el momento dejando solo el recibir y expresar cuando surge.

Me aporta mayor consciencia. Me abre a las intuiciones. Me ha ayudado a abrirme a la energía de vida.

Me ha movido a considerar la alimentación. Me ha movido a la contemplación. Ha conectado internamente intuiciones. Me hace ser y va cayendo el tan solo hacer.

Estoy muy agradecida a la persona que va a favor de la vida que resurge de nuevo en mi. Paciencia, respeto, confianza, amor por el shiatsu, afecto son las cualidades que me llegan de Sergio Cárdenas. Muy agradecida, Amparo Latorre

Amparo Latorre

España

Escucha sus Testimonios

Reproducir vídeo
Reproducir vídeo
Reproducir vídeo
Reproducir vídeo

Más experiencias de nuestros miembros

Cerrar menú